Fiesta del “Río Negro”

DSCF0282

Horacio Licera

Miguel Alvarez

Carlos Torrengo

Carlos Pedranti

Carlos Casalla

“Chino” Leiva

Juan Mocciaro y “Negro” Walter

Claudio Rabinovich

Miguel Vergara

Oscar Ofak y Fabio Natalini

Teodorico Hildebrant

 

 

Miles detrás de un Huevo de Chocolate

Imagen

Al final los 7 mil kilos de chocolate no fueron suficientes para todos. La voz condescendiente del locutor, del gran acto que se desarrolló durante todo el día en el Centro Cívico de Bariloche, pidiendo que nadie se pusiera nervioso porque efectivamente si había para todos, no era más que una alusión poética, una expresión de deseos que no serían cumplidos.
Fueron miles los que se acercaron hasta el centro de la ciudad para obtener su trozo de chocolate salido de aquel cuerpo enorme, de más 8 metros, con aspiraciones de convertirse en el Huevo de Pascua Más Grande del Planeta. Cerca de las doce del mediodía de la súper estructura chocolatera sólo quedaba el esqueleto interior que como un barco encallado en medio de la cordillera nos mostraba sus partes íntimas, cuando hasta los peces han tomado lo suyo.
Durante horas el Centro Cívico e incluso la calle principal, Mitre, estuvieron invadidas por miles de turistas y locales que se congregaron movidos por la noticia del Huevo de Chocolate.
Ayer también se dio por concluido el 12° Encuentro de Escultores en Madera, los artistas terminaron sus obras en madera que fueron admiradas por el numeroso público.
La música no faltó en ningún momento y una banda militar hasta invocó el Himno Nacional desde el escenario por el que durante la semana pasaron Los Auténticos Decadentes, Axel y Miranda, entre otros.
“Seguro que el año que viene van a hacer un huevo más grande”, dijo una señora que esperaba su turno en una interminable fila para obtener su parte en la gloria.
Seguro, porque esta idea funcionó bárbaro. La ocupación durante Semana Santa, según datos oficiales, alcanzó el 80 por ciento.
Y si, aquí hubo cenizas.

Imagen

Una familia de artistas

Una familia orquesta
Los Villalobos tienen 10 hijos y todos son músicos

Los padres trabajan en un taller de chapa y pintura. Allí los chicos crecieron escuchando música.

La nota completa en “Clarín”

Tiempo

Palabra Bárbara

“La ausencia es el deseo interrumpido mientras los vecinos gritan como locos y una se repite no debo llorar, no debo llorar”.
Lo escribió Bárbara Visnevetsky, una de las más interesantes y atrevidas dramaturgas que ha dado el país en los últimos años, para su obra “Auto de Fe”. Y quien habla es Estrella, un ser humano intenso y delicado como el relámpago que anticipa la tormenta.
Bárbara Visnevetsky nació en Neuquén y se crió en Cipolletti. Desde hace más de una década reside en España, donde alterna su trabajo teatral entre Madrid y Berlín.

El artículo completo en “Río Negro”

Buscando al tío Carlos en USA

Esta es la pura purísima verdad.
Un famoso y polémico escritor latinoamericano busca a su tío voluntariamente perdido en la inmensidad de los Estados Unidos.
Alberto Fuguet quiere encontrar a Carlos Fuguet.
Y aunque no todo comienza de este modo, a los fines estéticos de esta reseña, diremos que “todo comienza” con un llamado telefónico: “I’m looking for a missing person”, dice Alberto Fuguet que fue criado entre Santiago de Chile y Los Angeles.
Entonces la historia arranca.
“Missing” (Alfaguara) implica un ejercicio de confianza. Parte de la magia, sólo parte, de este extraordinario libro (extraordinario en el sentido más amplio de la palabra) radica en que su historia sea cierta. O que lo parezca de un modo tan perfecto y aceitado que ya no importe.

El artículo completo en “Río Negro”

Orsai, una revista

Hernán Casciari ha quemado las naves.
No sin razón. Él, como algunos otros grandes soñadores, ha puesto proa hacia un continente que no le será tan sencillo alcanzar. Al menos le resultará apasionante. Porque, como dicen, lo que cuenta es el camino más que la meta.
Hace unos años Casciari protagonizó una auténtica revolución literaria cuando creó la primera blogonovela de la historia.
Su “Diario de una mujer gorda” fue calificado por la Deutsche Welle como el Mejor Blog del Mundo. Luego la novela on-line llegó al papel y más tarde al teatro, de la mano de Antonio Gasalla, bajo el nombre “Más respeto que soy tu madre”, en ambos casos con definitivo éxito.
No creo haber exagerado al señalar en su momento que Casciari era de lo mejor y más interesante que le había pasado a la literatura latinoamericana en bastantes años. El escritor no hizo más que cimentar su carrera a base de buenos e inteligentes textos.

El artículo completo en “Río Negro”