“Dios no hace falta”

Para espanto de unos y regocijo de otros, el genio está hablando. Y el que habla, este verdadero “Talking Head”, es Stephen Hawking, el hombre vivo más brillante del mundo y uno de los científicos más lúcidos de la historia de la humanidad. ¿Comparado con quién? Pues, compárelo si gusta, con Einstein, da Vinci o Freud.

Entre otros logros intelectuales, en los 70, Hawking se sirvió de las matemáticas para señalar las propiedades de los llamados (y por entonces más sujetos a borrosas especulaciones que hoy en día) “agujeros negros”. En la misma década aplicó la Teoría de la Relatividad General a los principios de la mecánica cuántica. Demostró que los agujeros negros, a pesar de su irresistible consistencia, podrían dejar escapar radiación e incluso explotar y esfumarse de la faz del Universo.

El artículo completo en diario “Río Negro”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: